Portada: Worth the fight – Vi Keeland

¿Alguien ha dicho Bad Boy? La portda no podría ser más llamativa. Retrata al típico chico malote de la novela Romántica. Esos tipos duros que sabemos que en el fondo son unos ositos de peluche.

El libro sale a la venta el 3 de Octubre.

Anuncios

Portada: Bad idea – Damon Suede

¿A qué es genial? La simetría entre la “diabólica” bombilla y el mozo de la portada me ha gustado mucho.

Y encima pedazo ojazos que tiene el señorito, dejando claro que igual los cuernos de demonio se los tendrían que haber puesto a él… Sin duda un libro que leeré en cuanto salga a la venta el 21 de octubre del presente año.

De Damon Suede sólo he leído Hot Heads, que estuvo realmente bien. Contiene algunas de las escenas más eróticas que he leído en un libro M/M 🙂

Reseña: Dirty – Mercy Walker

K3

Dirty
Mercy Walker

eroticacontemporarymmfirst_persondroolworthy_hooverbad_sexweak

Tras la sopresa que me llevé con The trouble with vampires de Mercy Walker, tenía que leer alguna historia más escrita por ella. Así que Dirty fue la elegida, la cual es mucho más corta que el primer libro que leí de Walker. No voy a negar que me he sentido un poco decepcionado. Todos los elementos que hicieron que guardase buenos recuerdos del anterior libro no aparecen por ningún lado en Dirty.

Yo esperaba encontrarme de nuevo con ese sentido del humor surrealista que me hizo reír tanto, pero esta vez la historia es puramente erótica. Bueno, es puramente explítica… al fin y al cabo el erotismo lo percibimos de manera diferente cada persona.

El libro está narrado en primera persona, pero nunca llegamos a conocer el nombre del protagonista. Sólo el de dos de sus “parejas”. El libro tiene un punto de partida bastante absurdo. Nuestro “héroe” se cruza por la calle con Hoover y éste, en vez de preguntar por la hora como cualquier persona normal, pregunta si quiere mantener sexo con él. En la vida real hay que responder que no. Pero bueno, el protagonista dice que sí… y no es que le culpe demasiado, porque el tal Hoover está para comérselo.

La escritora describe a Hoover con todas las cualidades que personalmente me hacen salivar. El tipo es alto, rubio, con ojazos azules y cuerpazo. Encima le viste con una camiseta ceñida azul que resalza su anatomía. Así que en menos de una página ya me tenía babeando por uno de los protagonistas. Pero el rubiales no es el único pretendiente, pues había otros dos haciendo cola (mucho menos apetecibles físicamente).

No hay sexo en grupo, simplemente cada uno coge su turno como personas educadas. El peor participante es el segundo, que tiene ciertos detalles durante el encuentro sexual que personalmente no me gustan nada. Acepto azotes en el trasero, pero no golpes en la cabeza…

Portada: Hope flames – Jaci Burton

Los Reyes Magos nos van a traer esta pedazo portada que da inicio a la nueva saga de Jaci Burton: Hope. La Romántica Contemporánea me resulta un género un poco desigual, pero siempre tiene un algo que te acaba picando. Muchas veces ese algo es el protagonista masculino (igual no tendría que haber usado el verbo picar…) y, si se parece al de la portada, este enero va a ser un poco más cálido.

Hay que poner un monumento al que inventó los tank tops.

Reseña: Dead ever after – Charlaine Harris

K2

Dead ever after (Sookie Stackhouse #13)
Charlaine Harris

paranormal_romvampiresshiftersfirst_person_sookief-_billangrylostlove

Las sagas de larga duración es normal que agonicen tarde o temprano, pero la de Sookie Stackhouse murió hace tres o cuatro libro y sus últimas entregas han sido zombies cuyo único objetivo era licuarnos el cerebro para sorberlo con una pajita. Ya puedo decir que he sobrevivio a este pequeño holocausto zombie.

Igual es un comentario un poco borde, pero se nota demasiado que Charlaine estaba obligada por contrato a escribir tantos libros. Y encima uno al año, que ni tiempo tenía para meditar bien los siguientes pasos. Así que es normal que escribiese lo primero que tenía en la cabeza. El resultado ha sido un desastre. Igual si la escritora no estuviese tan empeñada en no dar lo que quieren sus seguidores, la cosa hubiese sido muy diferente. Pero es su bebé y puede educarlo como quiera. Aunque en este caso sus labores maternas rozan la negligencia.

Las incongurencias en sagas con tantos libros son normales. Un buen escritor intenta rodearlas, cometerlas disimuladamente o dar una explicación más o menos satisfactoria en las siguientes entregas. Charlaine es más valiente que todo eso y se tira de cabeza a los sinsentidos. Porque eso es lo que ha sido este último libro. El duodécimo ya fue para tirarse de los pelos con lo que hizo con Claude. Destrozó al personaje otorgándole una personalidad y unas motivaciones que eran totalmente ilógicas a lo que nos había mostrado hasta el momento de ese personaje (que no era poco). Pero como al parecer la masacre en ese libro no fue suficiente, tuvo que seguir despedazándolo en el último.

No creo que sea una tontería si digo que Eric y Claude son posiblemente los personajes con más apoyo por parte de los fans en esta saga. La manera en que ha tratado a sus dos creaciones en los últimos libros es casi una bordería por parte de la escritora hacia sus fans. Es como si a Charlaine la molestase que no quieran a todos sus personajes por igual y se haya vengado. Insisto en que no me creo que el decimotercer libro fuese lo que siempre tenía planeado. De ser así, el argumento hubiese tenido sentido por algún lado.

El comienzo del libro te hace ser optimista. Parecía que había vuelto la Charlaine capaz de mantener un misterio interesante para soltarte una revelación de las gordas al final. Al parecer sólo era una ilusión óptica. Y para colmo, ha abandonado por completo el intenso erotismo sobre el que era capaz de escribir en las primeras entregas de la saga.

Mucho baile de personajes para despedirnos de todos. Aunque algunos hacen apariciones patéticas que poco hacen por ellos. El caso más claro es Bill, que sólo sale en el libro para comportarse como un crío con pataleta y aún así creerse el héroe del momento.

Colorín colorado… ¿este cuento se ha acabado? El 29 de Octubre de este año sale el volumen #13.5 que cuenta lo que hicieron los habitantes de Bon Temps el resto de sus vidas. Vamos, totalmente prescindible y que me niego a leer.